28 noviembre, 2020

La Balanza Prensa la Noticia

Noticias del Valle de Toluca

Escandaloso desvío de recursos en Zinacantepec, Almoloya de Juárez y Temoaya

Zinacantepec

La corrupción, el nepotismo, el compadrazgo y la avaricia, han infectado a estos municipios por la presencia de oscuros personajes. 

Por Alfredo Hernández Alvarado 

Una trama al más puro estilo priísta, similar a la famosa “estafa maestra” está siendo gestada y manejada en los municipios de Zinacantepec, Almoloya de Juárez y Temoaya por dos oscuros personajes que tienen controlada la política y a los alcaldes de dichos municipios.

Hugo Espinal, un gris personajes, quien repuntó en la política actual, gracias al “tsunami” electoral de Morena en las pasadas elecciones.

Hugo Espinal es el actual “delegado” regional de programas federales y es el encargado de las becas “Benito Juárez”; fue forjado en las manifestaciones del Consejo General de Huelga a un lado del famoso delincuente apodado “El Mosh”; es un prianista, ahora morenista, cuya aspiración personal es alcanzar la diputación federal del del distrito 40 con cabecera en Zinacantepec, es un individuo dedicado al “fraude” y a la “chapulinería” política, es el mismo que apoyo económicamente al Verde Ecologista, el PRI, PAN y Morena, con tal de seguir teniendo hueso, él mismo ha sido señalado por regidores de Morena y del PRI de lucrar con los apoyos federales. 

Este personajes, tiene cooptados los apoyos federales, bajo “locas y fantasiosas” promesas a sus alcaldes, ha colocado a piezas estratégicas en los gabinetes de esos municipios, con la intención de controlar los ámbitos financieros de los municipios que conforman la región en la que trabaja Hugo Espinal, “bajando” programas federales con la venia y total apoyo de la maestra Delfina Gómez Álvarez y de Higinio Martínez, aunque éstos dos personajes, no sepan que los recursos están siendo manipulados en el beneficio de una camarilla política, que además es totalmente contraria al famoso GAP e incluso al propio Andrés Manuel López Obrador. 

Recordando un poco y haciendo memoria, pudimos rememorar al “grupito” de Hugo Espinal, operando en contra de los ahora alcaldes de esos tres municipios, los señalamientos de ser candidatos impuestos, llamarlos ex panistas, ex priístas, corruptos e incluso amenazar con motines al interior de Morena, corrieron por parte de Espinal y su gente aún durante las campañas, esa “grilla” le valió acceder al ahora “puesto” de Coordinador Regional de Programas Federales, fue el mismo grupo que a pesar de haber trabajado con Delfina en su campaña en dicha zona, se jactaron de ser independientes, se autodenominan “Fundadores” y se ostentan con una calidad muy por encima de la propia Delfina e incluso del propio Higinio; son los que dicen ser “morenos puros”, con relaciones cercanas a Citlalli Ibañez (Yeidckol Polevnsky) e incluso no necesitar interlocución a través de Morena en el Estado de México o nacional, ya que ellos dicen tener contacto directo con López Obrador y con su hijo, lo cual resulta evidentemente falso; son los mismos que promueven a veces a Daniel Serrano para combatir la corrupción de Higinio, son los mismos de la propaganda “Higinio No”, los mismos que organizan reuniones a favor de Bertha Luján Uranga y combaten a Mario Delgado Carrillo como un arribista, los mismos que manejan a discreción los programas federales y que señalan ser los que decidirán los destinos políticos de la zona.

Este personaje no sólo se ha convertido en la persona que “mueve los hilos” en el gobierno de Zinacantepec, en Almoloya de Juárez y Temoaya en este periodo 2019-2021, sino también, han colocado en posiciones estratégicas a sus amigos, compadres e incluso “camaradas” que obedecen a los mismos y corruptos fines; en Zinacantepec no sólo han dejado evidenciado al alcalde con una deuda millonaria, exigiendo a empresarios entre el 10% y el 15% del valor de las obras, bajo el argumento de “pasarle” a los alcaldes, el mismo que ha sido señalado de contar con al menos 6 empresas “fantasmas” y cuyos capitales contables no coinciden entre los números y la realidad, el mismo que se ostenta como “pareja” sentimental de la actual alcaldesa de Temoaya, Nelly Rivera Sánchez  y casi “primer” damo de ese municipio, el mismo que ocupa hasta 4 escoltas de seguridad pública municipal para su servicio personal, el mismo que por su “cercanía” con la alcaldesa, hace lo que quiere en el municipio, bajo el amparo y protección de Hugo Espinal.

Es mucha la información que se irá presentando a lo largo de distintas notas/reportajes, daremos cuenta de los adeudos de los Ayuntamientos, de cómo “bajan” los programas federales en beneficio político y económico personal, cómo triangulan recursos, como filtran información a todo mundo y después se ostentan como “salvadores” de alcaldes y municipios, sus relaciones verdaderas, entre ellos y con oscuros personajes como Adolfo Solís.

Se explicará cómo operan en contra de Higinio, Delfina e incluso en contra del propio López Obrador, el cómo ostentan un “proyecto” en el cual dicen que beneficiarán con la reelección o una diputación a los actuales alcaldes de esos tres municipios, el cómo han intervenido áreas estratégicas de los ayuntamientos para hacerse de recursos sin importarles los órganos superiores de fiscalización y que los comprometidos serán los propios ediles.